domingo, 7 de septiembre de 2008

Almafuerte

From arge@epm.net.co Sun Feb 08 06:58:15 1998

"Como de animal ponzoñoso, apártase instintivamente la multitud de la
cercanía de aquellos hombres que carecen de la pasión de lo bueno.
Fórmales círculo amplio, tal como a fieras adiestradas en habilidad
impropia de irracionales. les aplaude y les arroja pedazos de pan; pero
no se les aproxima sin temblor de carnes, ni les ama con aquel cariño
ingénito con que ama perros y palomas.

Acontece igual con los talentos protervos que con las sabandijas de
estirpe maligna; atraen los ojos al mismo tiempo que alborotan los
nervios y ponen de punta los cabellos: no despiertan simpatía, producen
asombro. Parece que lo perverso estuviera del otro lado de la ley de la
solidaridad universal o que girara, así como los planetas más apartados
del eje del sistema, allá por los frígidos límites del flúido de amor
que envuelve a los seres en guisa de manto, y se mete en los
intersticios de la naturaleza, a fuer de impalpable y sutil. El mal es
el vacio, la nada obscura e infecunda. Allí donde impera la sombra es
que no ha llegado la luz. El sentimiento moral es la característica
humana. El hombre que carece de él carece de su distintivo: es un pájaro
sin alas."

Así hablaba Almafuerte.

Obras completas, Editorial Claridad, Argentina, 1983 (pag.71)

Saludos
Argemiro Vélez