miércoles, 29 de octubre de 2008

¡Ostia! o ¡Hostia!

Hostia y Ostia

hostia (con h) es victima, sacrificio. De ahí deriva la palabra eclesiastica "hostia" que es la oblea empleada para el sacrificio de la misa.

Tambien palabras derivadas es "hostilis", enemigo, extranjero.

Ostia (sin h) es puerta, entrada de una casa (de "ostium". De ahí deriva el nombre de la ciudad de Ostia (puerto de Roma, la desembocadura del Tiber).

Pero "dar una ostia" en español, deriva de "hostio" (con h, ver arriba), que tiene dos significados: pagar en la misma moneda, igualar, o tambien, azotar, golpear (uso posterior al latín clásico) por lo tanto "dar una ostia" sería equivalente a golpear, y deriva directamente del latín (sin metáforas, como decía ayer, de ninguna clase.